Bandas sonoras: sensaciones encontradas (III)

RockyEn el primer post de Bandas Sonoras comentaba una opinión bastante generalizable: las bandas sonoras están sobrevaloradas. En el siguiente post propuse ejemplos justo de lo contrario. Y si me lo permitís, ahora voy a darle una vuelta más a la tuerca... ya que en la historia del cine, y sus bandas sonoras, se ha dado una tercera opción: canciones que son recordadas para siempre en nuestra memoria, o que han tenido un gran éxito, y que sin embargo, cuesta muchísimo esfuerzo asociar de qué película formaban banda sonora. Os enumero sólo algunos ejemplos que logro recordar:

  • Conocidísima es la melodía de Anton Karas tocando la cítara, pero es difícil recordar el título de la película a la que ponía música: El Tercer Hombre de Carol Reed.

  • Purple Rain: sí, todo el mundo conoce y recuerda el magnífico éxito de Prince pero ¿alguien (que no sea un fanático del artista) recuerda que se rodó una “película” del mismo nombre y protagonizada por el cantante?...“por ahora no hay más preguntas señoría”.

  • 8 Millas: todas las canciones de su banda sonora fueron escritas y rapeadas por Eminem, sin embargo éstas no consiguieron hacer de esta autobiografía filmada una película para recordar…

  • Rocky III: una de esas canciones que consiguen quedarse en la memoria colectiva y que ha sido utilizada como preludio de muchas competiciones deportivas es The eye of the tiger. La canción fue compuesta por Survivor a expresa petición del propio Sylvester Stallone, y consiguió encabezar la lista Billboard Hot 100 durante seis semanas con más de dos millones de ventas y figura en el puesto 21 de la Lista de Mejores Singles de Todos los Tiempos. Algunos sí recordaréis que la canción es de Rocky, pero seguramente no tantos habriáis adivinado cuál de las 6 (sí ¡¡de Rocky se han hecho 5 secuelas en los últimos 30 años!!) era de la que formaba parte esta conocidísima canción...

  • Blown away (Volar por los aires): es cierto que trabajan Tommy Lee Jones, Jeff Bridges y Forest Whitaker, y que la película no es del todo mala, pero la banda sonora (en este caso evidentemente no estamos hablando de una b.s.o.) está a cargo de U2, y el enorme disco The Joshua Tree precisamente no será recordado por la película mencionada.

Por último quería mencionar una película difícil de encajar en los 3 grupos hasta ahora comentados: El guardaespaldas, ésta película fue un gran éxito de taquilla y mejor aún, de ventas de su banda sonora (Whitney Houston con más de 42 millones de discos consiguió hacer de ella la más exitosa probablemente de la historia de las b.s.o.)... pero la película, en mi opinión, es para olvidarla...

Seguro que podríais plantear otros ejemplos de un caso u otro, éstas últimas y las mencionadas en los anteriores posts sólo han sido algunas que me han venido a la mente.

Como conclusión final, debo reconocer que mi amigo tiene una gran razón, la inmensa mayoría de las bandas sonoras no “sobreviven” a la película a la que dan música salvo algunas (muy pocas) excepciones; aunque de lo que no me cabe duda, y en lo que creo que todos sí estaremos de acuerdo, es de que la música a lo largo de la historia del cine transmite distintas sensaciones, y como podéis ver, en muchos casos, sensaciones encontradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.